Andrés Manuel López Obrador dio a conocer que el Gobierno de México apoyará a PEMEX con el propósito de impulsar la economía.

Inyectar recursos, quitar carga fiscal, pero sobretodo limpiar a PEMEX de la corrupción, es nuestro desafío”.

Los corruptos dejaron mal PEMEX y el país, hoy están muy ‘cuestionadores’ cuando lo que deberían hacer es pedir disculpas”.

Así mismo señaló que en Octubre de este año se comenzarán a ver los primeros cambios.

El propósito es que se exploten al máximo los recursos del país, sin que exista ‘mano sucia’.

La administración de López Obrador prevé hacer una capitalización por 1,300 millones de dólares; aportar 1,800 millones de dólares mediante la monetización de pagarés del pasivo laboral y 600 millones por la reducción de la carga fiscal de la empresa.

Además calcula que la campaña para combatir el extendido robo de combustible permita a la empresa disponer de unos 1,600 millones de dólares que antes se perdían.

El presidente afirmó que la empresa saldrá adelante si se maneja con ‘honradez’, “producirá muchísimo”, dice.

Este año le dejará a la hacienda pública un billón, la mitad de su deuda”.

Se tiene toda la experiencia, muchísima infraestructura y ganas de cambiar a México”.

Declaró que existe la confianza de que las cosas van a cambiar.

Hay que felicitarnos todos, ya abrimos paso, le decimos “ádios” a la corrupción”.

Pemex ha dicho que prevé que la declinante producción de petróleo repunte desde los actuales 1.7 millones de barriles por día (bpd) a 2.45 millones de bpd hacia el fin de la administración del sexenio de López Obrador, quien asumió el cargo en diciembre. (Excélsior.com.mx)