Nuevo Laredo, Tamaulipas.- La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) puso en práctica el Plan DN-III-E en su primera fase de prevención, en esta ciudad fronteriza, debido a las fuertes lluvias registradas desde el fin de semana en esta región.

Como parte de la atención a la ciudadanía ante la emergencia, los elementos militares orientarán a la ciudadanía sobre qué hacer en caso de desastre natural, destacó el Comandante de la Guarnición de la Plaza, General Brigadier Diplomado de Estado Mayor, Raúl Ruiz García.

Señaló que la Guarnición de la Plaza trabaja coordinadamente con Protección Civil y Bomberos Nuevo Laredo para atender cualquier emergencia que reporte la ciudadanía. “Nosotros estamos preparados para poner en marcha el Plan DN-III-E ahora que están presentes las lluvias, el personal ha aplicado el Plan en su primera fase que es de prevención, orientando a la gente para que tenga cuidado”, apuntó.

Destacó además que, hasta el momento, llevan a cabo recorridos y patrullajes para estar atentos de forma inmediata y ayudar a la ciudadanía, “ahora no se ha aplicado de lleno el Plan”, manifestó. El General Ruiz García refrió que en caso de ser necesario aplicar la siguiente fase del Plan DN-III-E, participarían hasta mil 200 elementos operativos y más de 100 vehículos para llevar labores de auxilio y rescate.

Detalló que la fase de prevención del Plan consiste en reconocimientos permanentes en todas las colonias y principales vías de comunicación. Puntualizó que parte de las autoridades de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), se encuentran monitoreando el nivel del río Bravo, el cual ha incrementado su cauce sin que por el momento presente riesgo por desbordamiento. (20minutos.com.mx)