El líder de Morena criticó a Hilario Ramírez Villanueva, “Layín”, quien confesó que “robó poquito” y aun así ganó las elecciones municipales.

México.- La corrupción es un lastre que sigue arrastrando la sociedad mexicana, la cual ha fallado en actuar con determinación ante ese delito que parece que piensa que no le afectará.

Así lo dejó ver Andrés Manuel López Obrador, líder del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), quien consideró que la corrupción es el principal problema en el país.

Nayarit, como otros estados, “no escapa a ello, muchos funcionarios nada más llegan al poder para dedicarse a robar, a saquear; esa es la regla, no hay prácticamente excepciones”, aseguró durante un mitin en esa entidad.

En este sentido, Obrador aseguró que si se acaba con la corrupción, volverá el renacimiento de México.

El delito tiene que ver “con la pérdida de valores culturales, morales, espirituales es una degeneración en todos los órdenes de la vida pública”, aseguró.

Andrés Manuel criticó a los candidatos independientes, y en especial se fue contra el exalcalde de San Blas Hilario Ramírez Villanueva, “Layín”, quien confesó que “robó poquito” y aun así ganó las elecciones municipales.

Para el líder de Morena eso es algo muy lamentable, porque ello indica que “estamos viviendo una decadencia”.

Asimismo, reiteró que los partidos Revolucionario Institucional (PRI) y Acción Nacional (PAN) “son la misma mafia, y el independiente es igual, y si tienen alguna duda, que le pregunten a la gente de Nuevo León qué pasó con su independiente, que apenas ocupó el cargo dio la espalda al pueblo. Esos corruptos piensan que a billetazos, traficando con la pobreza de la gente, van a ganar las elecciones del próximo 4 de junio”.

No obstante, se dijo seguro de que los ciudadanos ya tomaron conciencia y celebra que estén al tanto de que hace falta un cambio verdadero.

La transformación “no está en el voto al PRI, ni al PAN, ni a los partidos alcahuetes de la mafia del poder, ni a los institutos paleros”, apuntó. (SdpNoticias.com)