Militares, Federales, Policías Estatales Acreditables y agentes de Migración patrullan y montan retenes de Victoria hacia Reynosa, Valle Hermoso y Matamoros. Cifra de operativos se incrementó por proximidad de época navideña de asueto. Antes de llegar a Padilla se forman largas filas por restauración de puente del río Purificación.

Tamaulipas.- Las medidas de seguridad se han intensificado sobre el tramo carretero que va de Ciudad Victoria a Reynosa y Matamoros, donde además de los agentes de la Policía Federal, Policía Estatal Acreditable y Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA), prevalece un importante número de elementos del Instituto Nacional de Migración (INM).

Durante un recorrido por esta zona, periódico 5inco constató, por ejemplo, que durante el trayecto Victoria-Reynosa se encuentran habilitados dos centros de revisión del INM, que a diferencia de otras ocasiones, pareciera que estos operativos están concentrados en la revisión de documentos oficiales de las personas que tienen como destino alguno de los municipios de la frontera norte.

La revisión exhaustiva se realiza en dos ocasiones, donde elementos del Instituto Nacional de Migración abordan los autobuses de pasajeros para solicitar a los pasajeros una identificación que acredite su nacionalidad mexicana, por ejemplo: la credencial de elector, la licencia de manejo actualizada, o el pasaporte.

En uno de los dos puntos de verificación, a la altura de la bifurcación conocida como la “Y” griega, se puede observar un destacamento de Policías Federales, mientras que en otro, elementos militares quienes coadyuvan con el INM al momento de realizar la revisión de vehículos de carga o particulares, que de igual forma sirve para detectar alguna carga de mercancía ilegal o drogas.

Durante las aproximadamente cuatro horas de recorrido, fueron visualizados por lo menos cinco convoyes de la Policía Federal y tres de la Secretaría de la Defensa Nacional realizando labores de patrullaje, que durante estas fechas se vuelve recurrente con la puesta en marcha del operativo navideño, es decir, con el ingreso de paisanos por la frontera.

Quienes tengan planeado viajar durante las próximas fechas, deben tomar en cuenta el pequeño retraso que se genera 500 metros antes de llegar al municipio de Padilla, donde se realiza la rehabilitación del puente del río “Purificación”, lo cual obliga a los constructores a tener habilitado solamente uno de los carriles, situación que en horas pico ocasiona largas filas de hasta 30 vehículos. (http://elcinco.mx/)