Matamoros, Tamaulipas.-Ante la llegada de más emigrantes de centro y Sudamérica, así como del Caribe a Matamoros, la Casa del Migrante San Juan Diego necesitará de más ayuda, dijo el Obispo de la Diócesis de Matamoros, Eugenio Andrés Lira Rugarcía.

Comentó que ante la llegada de más migrantes, principalmente cubanos, “a nosotros nos toca echarles la mano, recibiéndolos, ofreciendo una casa, alimento, donde bañarse, ropa y atención médica”.

Además, comentó, la Iglesia Católica los apoya en las gestiones que están haciendo para poder ingresar a los Estados Unidos, en donde buscan se les otorgue asilo.

Mencionó que algo importante, es el apoyo que la ciudadanía de Matamoros, la gente altruista de esta frontera, ha estado llevando a cabo, al brindarles ayuda a estos migrantes.

“Pero además”, dijo, “hay que decirlo, pues además de los sacerdotes y las religiosas, tenemos el apoyo de voluntarios laicos que, mis respetos, son muy generosos”.

Pero aún con todo esto, la Diócesis de Matamoros, en especial las Casas de Migrantes de Matamoros y Reynosa, requerirán de más ayuda, sobre todo la de esta frontera en estos momentos.

Y es que se habla que vienen más migrantes, cientos de ellos, principalmente cubanos, por lo que toda la ayuda que se le pueda brindar a la Casa del Migrante serpa bienvenida. (EnLineaDirecta.info)