Tamaulipas.- Mediante redes sociales una mujer compartió la historia de una persona que trabajó por 8 meses como empacadora en un supermercado para pagarle el dinero que le debía.

De acuerdo a lo publicado por Lupita Santos en Facebook, se vio sorprendida por la «sinceridad» del ‘cerillito’, cuando este se presentó a saldar la deuda en el plazo acordado.

“Ya no me acordaba; vino muy temprano y me pagó los 1,500, así, con puras moneditas. Yo quería llorar porque aún hay gente que realmente valora lo que es un préstamo”, escribió en redes la mujer.

Usuarios en redes se conmovieron por la historia, y reconocieron la responsabilidad de la persona para pagar la deuda. Hasta el momento se desconoce la identidad de la persona que laboró como cerillo para pagar su deuda. (www.yucatan.com.mx)