La Serie A está en boca de todo el mundo por el escándalo en el partido entre Juventus y Napoli. El problema se extendió como carambola y afectó a Hirving “Chucky” Lozano para que no pudiera ir a la selección mexicana en la Fecha FIFA.

La dirección general deportiva del Tri confirmó este domingo la baja del delantero del Nápoles. “Esto, debido a las medidas que se han tomado por parte de la Autoridad Sanitaria de la Región Campania, incluida Nápoles, por el nuevo brote de COVID-19 en la Liga italiana”, reza el comunicado de la Federación Mexicana de Fútbol (FMF).

La FMF también informó quién irá en lugar de Chuky para los partidos amistosos en Holanda. “El cuerpo técnico de la SNM determinó convocar a Orbelín Pineda, quien se incorporará al equipo el día de mañana (lunes)”, finalizó.

Y es que todo empezó el domingo 27 de septiembre. Los dirigidos por Gennaro Gattuso se enfrentaron al Génova en el Estadio San Paolo en la segunda jornada del torneo italiano, luego de que el Nápoles lograra el triunfo en su primera fecha.

Así como en el partido inaugural, el delantero mexicano inició como titular. El joven mexicano anotó un doblete, el primer tanto en el minuto 10 y el segundo hasta los 65′. Sin embargo, salió de cambio al siguiente minuto por Matteo Politano.

Al final, el equipo de Gattuso ganó de manera contundente (6-0). El técnico italiano habló sobre la actuación del futbolista azteca: “Jugó bien la primera parte. Es un jugador vivaz, con características precisas, debe jugar en campo abierto, el regate no es su fuerte, pero podrá darnos una gran ayuda”.

Tras el partido, Génova sorprendió al mundo deportivo por anunciar en un principio 14 casos positivos de COVID-19. No quedó ahí, pues días más tarde la cifra quedó en 19 casos entre jugadores y cuerpo técnico, además de que su partido contra Torino fue pospuesto.

Aun así, el argentino Gerardo “Tata” Martino convocó a Lozano para los dos juegos amistosos que serán celebrados en Países Bajos esta semana. Este miércoles 7 de octubre se medirán contra Holanda y el martes 13 del mismo mes contra Argelia.

Días después, el Napoli informó que tenía dos casos positivos a coronavirus. Uno de ellos fue el jugador Piotr Zielinski y el segundo es un miembro del equipo técnico, por lo que el partido contra la Juventus este domingo no corría peligro de posponerse.

Sin embargo, el diario Gazzetta dello Sport publicó un correo enviado a la Liga por parte de Aurelio de Laurentiis, presidente del Nápoles. En este documento aseguró que, pese al protocolo federal, su club no tuvo la autorización de dejar la ciudad por parte de las autoridades sanitarias locales y pedía el aplazamiento del partido a otra fecha

Los bianconeri también se pronunciaron sobre la situación del encuentro en su cuenta de Twitter: “Juventus Football Club anuncia que el primer equipo disputará el partido de mañana Juventus-Napoli programado para las 20:45, como lo dispuso el calendario de la Serie A”.

Así como la Vecchia Signora, la misma Liga fue igual de contundente en un comunicado de prensa. En el texto aseguró que el protocolo de salud prevé el número de contagiados y no parece certero que se posponga el encuentro.

“El protocolo prevé unas reglas determinadas e inderogables, que permiten la disputa de partidos de Liga incluso en caso de resultado positivo, alineando a los jugadores que dieron negativo en las pruebas realizadas e informadas dentro del tiempo previsto por las autoridades sanitarias”, indica el documento.

A pesar de esto, el Napoli no se presentó a jugar este domingo contra la Juventus y perdieron 3-0 por default. Asimismo, el club informó que Gattuso está libre del virus, mientras que las nuevas pruebas a los jugadores se realizarán este lunes. (Infobae.com)