Pese a la retórica intimidatoria del presidente Donald Trump sobre las inversiones y el comercio con México y la incertidumbre en la relación con ese país, los efectos sobre los flujos de capital extranjero hacia proyectos productivos en el país han sido limitados.

En el primer trimestre del año la Inversión Extranjera Directa (IED) captada por México sumó 7 mil 946 millones de dólares, el mayor monto en un año y es similar a la cifra preliminar reportada hace un año por el Banco de México.

En el comparativo anual la IED reveló una baja de 26.1 por ciento, contra los 10 mil 747 mil millones de dólares del primer trimestre de 2016. (ElFinanciero.com.mx)