Tamaulipas.- En pueblos “fantasmas” están convertidos muchos ejidos de Tamaulipas sobre todo del cuarto distrito, pues continúa dándose el éxodo de jóvenes y familias enteras que emigran a ciudades grandes en busca de mejorar sus condiciones de en la vida.

Por ello grupos de jóvenes hijos de campesinos integrados a las filas de la Confederación Nacional Campesina de Tamaulipas-CNC-, han visto la necesidad de alzar la voz y acudir a foros y reuniones, sean estas con temas del campo o políticos, para llamar la atención de las autoridades y palpen más de cerca la realidad en la que viven en las zonas rurales.

Y por ejemplo el sector femenil de este sector campesino representado por la ex diputada local, Juana Maria Sanchez Aztello, explicó que son momentos de levantar la mano y pedir a las autoridades incrementar los programas sociales pues con ello sienten que podrían arraigar a los grupos de jóvenes quienes insisten en mejor viajar a otras entidades del país en busca de mejores oportunidades.

Pues la falta de apoyos y fuentes de empleo en aquellos municipios netamente rurales, hace que optan por abandonar sus comunidades en busca de salir adelante.

En otros casos, indica, hay campesinos que optan por rentar sus parcelas, acción que efectúan de manera obligada porque no tienen recursos para producirla o bien los ingresos económicos son muy bajos.

Sobre la venta de tierras ejidales, indico, que este se ha convertido en un problema serio porque la mayor parte de las operaciones son ilegales.

Se tiene conocimiento que son particulares quienes las están adquiriendo con todas las formalidades y ante un notario público, sin embargo estas son operaciones que se hacen fuera de los procedimientos legales. (Elmercurio.com.mx)