Miguel Alemán, Tamaulipas.- Peritos de las rocuradurías General de la República y General de Justicia de Tamaulipas iniciaron la exhumación de 350 cuerpos que permanecen en calidad de desconocidos en el panteón municipal ‘Unidos por el recuerdo’ para tomar muestras de ADN e identificarlos.

A los trabajos se sumaron un arqueólogo forense, especialistas de Alemania y Guatemala, Fiscalía Especializada de atención a personas no localizadas o privadas de su libertad, observadores de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, así como representantes de colectivos de desaparecidos.

Los trabajos incluyen pruebas de ADN, con genética forense y dactiloscopia, exámenes legistas y odontológicos, que puedan servir para identificar los cuerpos y cruzar los resultados con las pruebas de ADN que hay en el banco de datos de personas que buscan a sus familiares.

De acuerdo a los tratados internacionales, los cuerpos exhumados serán tratados dignamente y se reordenará la fosa ministerial para ahí inhumarlos.

Se prevé que los trabajos de inhumación y toma de muestras por parte de los peritos y especialistas, que trabajarán de lunes a sábado, tardarían dos meses, y estarán presentes observadores de Derechos Humanos, familiares y representantes de colectivos.

Al iniciar los trabajos, el párroco Héctor Jiménez Benavideo encabezó una oración en memoria de las personas que se encuentran en ese panteón y de sus familias.

Giovanni Barrios Moreno, presidente de la asociación civil ‘Justicia Tamaulipas’, dijo que confía en que las pruebas que se recolecten, sirvan para identificar los cuerpos.

En Miguel Alemán se encuentra el primer cementerio forense para albergar 500 cuerpos, y se planea construir otros en Reynosa, El Mante y uno más al sur de la entidad, en donde se tomarán muestras de los cuerpos que se encuentran en fosas comunes en calidad de desconocidos. (ElFinanciero.com.mx)