Washington.- El presidente Donald Trump, quien ha criticado duramente las labores policiacas en torno al tiroteo en una escuela de Florida, dijo ayer que él habría ingresado desarmado a toda prisa, si hubiera estado ahí.

“No lo sabes a ciencia cierta hasta que te encuentras en esa situación, pero en verdad creo que habría ingresado corriendo incluso sin tener un arma, y creo que la mayoría de los presentes en esta sala también habrían hecho eso”, dijo el mandatario ante los gobernadores reunidos en la Casa Blanca.

El hipotético heroísmo de Trump demuestra con claridad su frustración con la manera en que se desarrollaron los fatales eventos en la escuela de Parkland, Florida.

Su sesión con los gobernadores, que visitan Washington para su reunión invernal anual, se centró en la manera de encontrar formas para enfrentar la masacre de 17 estudiantes y maestros durante el ataque del Día de San Valentín en la Escuela Secundaria Marjory Stoneman Douglas.

Se trató del evento más reciente en el que el presidente habló de la necesidad de promulgar nuevas medidas para el control de armas así como acciones para mejorar la seguridad escolar. (Diario.mx)