Tamaulipas.- Ante la existencia de infinidad de preguntas y dudas sobre la eficacia de la vacuna Cansino que le fue aplicada al magisterio, la Asociación Estatal de Maestros y Padres de Familia se opone “total y rotundamente” al regreso a clases presenciales en la entidad, ya que se estiman 2 mil maestros muertos por Covid-19 en Tamaulipas.

FALLECEN MAESTROS POR COVID-19

Durante una rueda de prensa celebrada este jueves 22 de julio en la capital del estado, Miguel Ángel Tovar Tapia, presidente de dicha agrupación, indicó que en la entidad han fallecido un estimado de 2 mil docentes debido al coronavirus.

“Tamaulipas tiene en un trascendido en número de 2 mil maestros que han fallecido. En Ciudad Victoria estamos en el orden de poco más de 50 maestros tanto en activos como pensionados, jubilados que han perdido la vida en estos contagios. La preocupación como maestros, como asociación civil es que no se están tomando las medidas pertinentes”, indicó en su encuentro con los medios.

PIDEN CREAR COMISIÓN ESTATAL
En este sentido, indicó que los integrantes de la Asociación Estatal de Maestros y Padres de Familia hacen un llamado a las autoridades para que -a través del Congreso de Tamaulipas- se lleve a cabo la creación de una comisión estatal de salud en educación básica, media y superior.

“Que sea un órgano administrativo desconcentrado con autonomía técnica y operativa y que tenga personalidad jurídica y totalmente apolítica”, comentó al mismo tiempo que explicó que desde ahí se podrían tomar decisiones relacionadas con el regreso a las aulas en Tamaulipas.

“CADA PADRE SERÁ RESPONSABLE DE SUS HIJOS”
Con relación al tema del regreso a clases presenciales el próximo 30 de agosto, Tovar Tapia sentenció: “nos oponemos total y rotundamente porque las condiciones de semáforo Covid-19 en cada estado son distintas”.

Lo anterior recordando que fue el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, quien dio carta abierta para el retorno a los salones.

“El tema salud y educación siempre van de la mano, es innegable, no puede existir ninguna consecuencia contra la voluntad de los padres de familia de preservar la salud y la vida integra de los hijos”, dijo respecto a posibles repercusiones debido a la negativa de los papás de acatar esta disposición.

Finalmente, expresó que “cada padre de familia será responsable de la salud de sus hijos porque no va a encontrar las condiciones para garantizar su protección al interior de las aulas” e hizo un exhorto al gobierno del estado para evitar exponer a la población de más de 750 mil alumnos de nivel básico que hay en Tamaulipas.

La estimación de 2 mil maestros muertos por Covid-19 en Tamaulipas impacta en el tema del regreso a clases. (www.elsoldetampico.com.mx)