Matamoros, Tamaulipas.- Para “corregir” a su hijastra, que se había negado a tomarse un yogur, Jaime Iván Hernández Martínez tomó a la niña de los pies y la dejó colgando de cabeza.

Durante un lapso de una hora, y mientras su padrastro conducía el vehículo de carga, la pequeña identificada como Nahomi Magdalena Nájera Montalvo, de 1 año y 10 meses de edad, sufrió constantemente golpes en la cabeza, lesiones que terminaron por causarle la muerte.

Fue la tarde del viernes, cuando Hernández Martínez y María Gabriela Nájera Montalvo, la madre de la víctima y pareja del trailero, llevaron a la menor a una clínica del IMSS donde argumentaron que se había caído del camarote del tráiler en que viajaban. Desafortunadamente la niña ya había fallecido.

Los médicos determinaron que la pequeña presentaba golpes en el tórax y la cabeza, por lo cual solicitaron la presencia del Agente del Ministerio Público, quienes al interrogar al sujeto, se negó a hablar, fue la madre quien reveló que no se trató de un accidente, sino que su pareja la había maltratado al molestarse porque la niña se negó a beber un yogurt que le acaba de comprar.

Dijo que tiene dos meses de vivir en unión libre con Hernández Martínez, y el jueves viajaban con la menor en un tráiler, en el cual, llevaban una carga de cerveza de Matamoros, Tamaulipas a Apodaca.

Indicó que en el trayecto, Hernández Martínez, se detuvo a comprar comida alrededor de las 6:00 horas del viernes y adquirió un yogurt para la niña, la cual se encontraba dormida en el camarote.

La menor se negó a ingerirlo y el trailero la sujetó de los pies, la levantó, dejándola de cabeza y reinició la marcha, con la madre en el asiento del acompañante. La mujer intentó quitársela, pero el conductor le pidió no intervenir argumentando que esa era la manera en que la niña iba a entender.

Posteriormente se colocó los pies de la menor bajo su pierna izquierda para que ésta siguiera de cabeza. Durante casi una hora mantuvo a la niña en esa posición, hasta que llegaron a Apodaca.

Tras el “castigo” la niña se durmió en el camarote. Fue hasta las 17:00 horas del viernes cuando vieron que la menor no reaccionaba y la llevaron a la Clínica 19 del IMSS, donde les informaron que ya no contaba con signos vitales, por lo cual quedaron detenidos para investigar el deceso.

Se cree que durante el lapso que la menor estuvo de cabeza, se golpeó en diversas ocasiones contra el piso debido a los saltos del camión sobre el pavimento y estas lesiones le causaron la muerte.

La pareja quedó detenida mientras las autoridades judiciales resuelven su situación jurídica. (http://www.zocalo.com.mx/)