Matamoros, Tamaulipas.- Como parte de la campaña permanente de solidaridad con los damnificados por los sismos del 7 y 19 de septiembre, se logró el envió de más de 56 toneladas de ayuda humanitaria a Juchitán, Puebla y la Ciudad de México.

Este segundo envío de víveres se realizó en dos unidades, donde el alcalde de Matamoros, Jesús de la Garza Díaz del Guante, acompañado por la presidenta del Sistema DIF, Blanca Treviño de De la Garza y funcionarios de su administración, dio el banderazo de salida.

De la Garza se dijo muy agradecido con la gente de Matamoros por sus aportaciones, ya que es gracias a ellos que se pudo reunir este segundo envió de ayuda humanitaria y que será de vital importancia para los afectados por los terremotos.

El alcalde señaló que el primer envío fue de 25 toneladas y destacó como “admirable la capacidad de los matamorenses y la generosa respuesta a las situaciones de emergencia, de contingencia y desgracias”. (Redacción)