Pese a las críticas que ha recibido en México y en el extranjero, la estrategia de seguridad que se aplica en nuestro país no cambiará, afirmó enfático el presidente Andrés Manuel López Obrador durante su gira de trabajo por Oaxaca.

“No nos importa que los conservadores, los autoritarios quieran que se gobierne de otra manera; ya ellos lo hicieron y no dio resultado, al contrario, enlutaron a México, convirtieron a México en un cementerio, esa estrategia de querer apagar el fuego con el fuego, de acabar la violencia con la violencia nunca más. Jamás vamos nosotros a reprimir al pueblo de México”, enfatizó el Presidente al referirse a la decisión de liberar a Ovidio Guzmán, el jueves en Culiacán.

López Obrador agradeció al Ejército mexicano por actuar conforme a sus órdenes de no combatir al crimen organizado y reiteró que su intención fue mantener la paz en Culiacán, y con ello la hermandad y la tranquilidad.

“Jamás se apagará fuego con fuego”

López Obrador afirma que se mantendrá la actual estrategia contra el crimen, pese a críticas.

Los gobiernos anteriores utilizaron al Ejército para reprimir a la población y convirtieron a México en un cementerio, afirmó el presidente Andrés Manuel López obrador.

Por tercer día consecutivo en su gira por Oaxaca, el titular del Ejecutivo se refirió a la decisión de liberar a Ovidio Guzmán el jueves pasado en Culiacán con lo que, afirmó, se evitó un derramamiento de sangre en la capital de Sinaloa y recalcó que no cambiará su estrategia pese a las críticas que ha recibido en México y el extranjero.

“No nos importa que los conservadores, los autoritarios quieran que se gobierne de otra manera; ya ellos lo hicieron y no dio resultado, al contrario, enlutaron a México, convirtieron a Mexico en un cementerio, esa estrategia de querer apagar el fuego con el fuego, de acabar la violencia con la violencia nunca más. Jamás vamos nosotros a reprimir al pueblo de Mexico”, enfatizó el presidente desde la capital oaxaqueña.

Recalcó que no se modificará su política de intentar pacificar al país mediante los programas de bienestar.

Agradecimiento

El Presidente agradeció al Ejército mexicano por actuar conforme a sus órdenes de no combatir a los integrantes del crimen organizado el pasado jueves en Culiacán.

“Quiero agradecerle al Ejército, a los soldados, que es pueblo uniformado, por la manera en que nos están ayudando para no utilizar la fuerza, porque podemos resolver los problemas mediante el diálogo y el acuerdo, no con lo irracional del uso de la fuerza”, insistió el Presidente.

Desde Oaxaca, el titular del Ejecutivo reiteró que su intención al liberar a Ovidio Guzmán fue mantener La Paz en Culiacán, y con ello la hermandad, la tranquilidad y el amor al prójimo en lugar de la discordia y el odio.

En su gira por Oaxaca. el mandatario firmó como testigo de honor el convenio de colaboración entre la Secretaría de Educación Pública (SEP) y el gobierno estatal de Oaxaca para aportar de manera conjunta 2 mil 102 millones de pesos que se invertirán en rehabilitación, ampliación y mejoramiento de cuatro mil instalaciones educativas de nivel básico.

Explicó que las tesoreras de los comités escolares administrarán los recursos.

“NO MÁS REPRESIÓN”

El presidente Andrés Manuel López Obrador reiteró que nunca más se va a reprimir al pueblo de México ni a los movimientos sociales y magisteriales, como se comprometió la víspera ante pobladores de Nochixtlán.

Sin embargo, pidió a los manifestantes también pensar en el prójimo ya que, dijo, estados como Oaxaca, que en el pasado vivieron este tipo de movimientos, ahora tienen una gran pujanza turística y económica por la cultura de paz y gobernabilidad que prevalece.

El presidente López Obrador presentó los programas La Escuela es Nuestra y Nacional de Reconstrucción que entregarán en el estado recursos por dos mil millones de pesos para 10 mil escuelas, lo mismo para reconstrucción de aulas dañadas por los sismos de hace dos años, equipamiento, mobiliario e instrumentos musicales.

Dijo que lo novedoso de estos programas es que se entregan directamente a las Asociaciones de Padres de Familia, para que éstas decidan en qué se utilizan los recursos. Los montos van de 150 mil a 500 mil pesos por escuela cada año, según el número de alumnos.

El mandatario federal agregó que Oaxaca es ejemplo de democracia participativa, por sus gobiernos municipales de usos y costumbres, por figuras como el tequio, donde las comunidades trabajan y deciden las obras que se realizan, lo cual, añadió, elimina corrupción y democracia.

Andrés Manuel López Obrador dijo que no se repetirán actos de represión como el ocurrido en Nochixtlán en 2016. (Excélsior.com.mx)