Ciudad Victoria, Tamaulipas.- El secretario de Hacienda y Crédito Público, José Antonio Meade Kuribreña, y Steven Mnuchin, secretario del Tesoro de Estados Unidos (EU), acordaron trabajar en el fortalecimiento de ambas economías y consolidar su cooperación en materia financiera.

En lo que fue su primera junta de trabajo, el titular de Hacienda y el nuevo secretario del Tesoro reconocieron “la importancia que tiene impulsar una economía mexicana fuerte y estable, así como una región norteamericana altamente competitiva, generadora de empleos y prosperidad”, informó Hacienda en un comunicado.

Ambos secretarios conversaron, en la sede del Departamento del Tesoro, sobre el estado actual de la economía mundial y de los retos económicos de México y EU.

Durante el encuentro se acordó “potenciar los esquemas de cooperación vigentes, como los de carácter financiero y de combate al lavado de dinero”. Asimismo, ratificaron la alianza existente entre México y EU en la lucha por proteger la integridad del sistema financiero internacional.

Esta reunión estaba prevista desde el 21 de febrero, cuando el secretario de Hacienda declaró que se había comunicado vía telefónica con su homólogo estadounidense, y que ambos acordaron fortalecer el diálogo bilateral en materia financiera y fiscal.

En esa primera comunicación, el gobierno mexicano destacó que ambos funcionarios coincidieron en la importancia de la relación México-EU en todos los ámbitos y acordaron trabajar de manera conjunta en beneficio del desarrollo de ambos países.

No es el primer acercamiento

El Departamento de Tesoro ya había tenido acercamientos con autoridades mexicanas. El 28 de febrero su secretario se reunió con Agustín Carstens, gobernador del Banco de México. En ese momento, el instituto signó que la reunión tuvo como propósito dialogar sobre la cooperación y el combate al financiamiento ilegal.

Esto se dio en el marco de uno de los momentos más difíciles en la relación México-EU de los últimos meses, consecuencia de la política programada por Donald Trump en relación con la construcción de un muro en la frontera y sus definiciones sobre legislación migratoria.

Impacto directo

A finales de enero, el Fondo Monetario Internacional declaró que la economía mexicana había sido la única golpeada directamente por la incertidumbre generada por, en ese entonces, los discursos de Donald Trump. A la par revisó su pronóstico de crecimiento para el país y lo redujo en 0.6%, tanto para el 2017 como para el 2018, dejándolos en 1.7 y en 2%, respectivamente.

En su momento, Alejandro Werner, el economista jefe para el hemisferio occidental del Fondo, declaró: “El único país en donde el efecto de la incertidumbre sobre las políticas comerciales se ha materializado es México”, al referirse a la intención del presidente Trump de negociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte.

En general, las expectativas de crecimiento para México por diversas instituciones financieras, organismos internacionales y domésticas han sido revisadas a la baja, poniendo como un factor para esta consideración la relación con Estados Unidos y las medidas que pretende adoptar el presidente republicano de ese país.

Mnuchin fue ratificado por el Senado de EU el 13 de febrero, pero ya había sido nominado por Trump poco después de ganar la elección; al apuntalarlo, el ahora presidente lo definió como “un gran hombre de negocios y banquero que ha tenido un papel clave en desarrollar nuestro plan para construir una economía dinámica y floreciente que creará millones de trabajos”.

Diversos análisis de la prensa estadounidense han apuntado a que el perfil del actual secretario del Tesoro es el que se esperaría para alguien en ese cargo, pero es un poco la antítesis de lo que el discurso de Trump refería a su electorado, acerca del establishment asentado desde hace mucho en el gobierno de EU. (ElEconomista.com.mx)