El director ejecutivo de Netflix, Reed Hastings, informó que despidió al principal portavoz de la compañía por haber usado una palabra racista contra los afroamericanos.

El director ejecutivo de comunicación, Jonathan Friedland, confirmó en tuits que se iba de la compañía, admitiendo que no actuó con delicadeza al hablar con su equipo sobre las palabras ofensivas.

Jonathan Friedland hizo uso de una N-Word, término que se refiere a nigga o nigger.

En un memorándum a los empleados, publicado por Variety y The Hollywood Reporter y confirmado por Netflix, Hastings dijo que Friedland usó la palabra dos veces, primero durante una reunión del personal de relaciones públicas hace varios meses. Hastings escribió que varias personas le dijeron a Friedland lo inapropiado y dañino que él fue al haber usado ese término.

Hastings agregó que Friedland repitió luego la misma palabra durante un encuentro con el personal de recursos humanos, cuando abordó el tema del incidente original. Hastings escribió que durante el segundo incidente, Friedland “confirmó una profunda falta de comprensión”. (ElFinanciero.com.mx)