Ciudad Victoria, Tamaulipas.- El titular de la Secretaría de Educación de Tamaulipas (SET), Héctor Escobar Salazar negó que debido a la inseguridad y la violencia que se vive en algunos municipios de la frontera, como Reynosa o Matamoros, haya aumentado el número de maestros que piden su cambio de adscripción.

Indicó que de acuerdo con las estadísticas de la SET tampoco se observa un elevado número de docentes de nuevo ingreso que hayan rechazado plazas por la inseguridad en esos municipios fronterizos, generando con ello problemas para atender la demanda en esas zonas.

“No tengo cifra tampoco, pero no hay muchos casos de maestros que no elijan el lugar que les toca por lista de prelación; generalmente cuando se da un rechazo es porque les queda muy lejos de su lugar de origen y no quieren”.

Indicó cuando un maestro pide su cambio es porque quiere regresar a su lugar de origen, pero no precisamente por la cuestión de inseguridad.

En cuanto a los docentes de nuevo ingreso, dijo que la mayoría espera que le sea asignado un lugar que le quede cerca de su municipio de origen y, como no es así, en algunos casos declinan y esperan que se genere un espacio en una escuela más cercana.

“No vemos una incidencia más alta en la zona fronteriza o en alguna zona específica de rechazo o de solicitudes de cambio, me lo han preguntado constantemente pero la verdad en nuestra estadística no existe un indicador que nos refleje que hay una incidencia más alta de solicitudes de cambio de la frontera o rechazos de las mismas plazas de los maestros idóneos”.

Las declaraciones de Héctor Escobar contrastan con lo dicho por el secretario general de la Sección 30 del SNTE, Rigoberto Guevara Vázquez quien hace unas semanas declaró que por inseguridad cientos de maestros rechazan trasladarse a la frontera norte, o bien quienes ya están trabajando en esos municipios están pidiendo su cambio de adscripción. (Gaceta.mx)