“La Organización de las Naciones Unidas (ONU) debe responsabilizar” a China tras la pandemia del nuevo coronavirus (COVID-19) porque permitió que la enfermedad abandonara el territorio del Gigante Asiático y se esparciera por el mundo, dijo Donald Trump, presidente de Estados Unidos, en la Asamblea General de la ONU, misma que se realiza a distancia por la emergencia sanitaria.

Desde una de las salas de la Casa Blanca de Washington D.C., el presidente Donald Trump acosó a China por su manejo de lo que llamó “el virus chino”. En un discurso de tono electoral a seis semanas de los comicios en su país, el empresario neoyorquino pidió al mundo que responsabilice a China por esconder información sobre “la plaga” que paralizó a los humanos y a la economía mundial.

China no se queda callado

Por su parte, el presidente de China, Xi Jinping, pidió al mundo que no se “politice” la lucha contra la pandemia del coronovirus, después de que Donald Trump exigiera a la ONU “responsabilizar” a Pekín por su manejo de la crisis. Xi Jinping también aseguró en la Asamblea General de la ONU que su país “no tiene intención” de entrar en una Guerra Fría y advirtió del peligro de “caer en la trampa de un choque de civilizaciones”.

Finalmente, el portugués António Guterres, secretario general de la ONU, aseveró que frente a la pandemia de coronavirus, el mundo debe “hacer lo posible para evitar una nueva Guerra Fría”, al inaugurar la 75 Asamblea General de la organización: “Avanzamos en una dirección muy peligrosa”, advirtió al denunciar la creciente rivalidad entre China y Estados Unidos en el mundo.

“Nuestro mundo no puede darse el lujo de un futuro donde las dos mayores economías se reparten el planeta en una Gran Fractura, cada una con sus propias reglas comerciales y financieras y capacidades de internet y de inteligencia artificial”, dijo António Guterres, secretario general de la ONU. (UnoTv.com)