Tamaulipas.- La pandemia de Covid-19 dificultó a las asociaciones civiles ofrecer ayuda a los migrantes que están varados en la zona fronteriza de Tamaulipas como regularmente lo hacían.

Gladys Cañas, presidenta de la asociación Ayúdales a Triunfar, expresó que «la instrucción era que nos retiráramos por la cuestión del coronavirus, muchas agrupaciones decidieron retirarse y otras permanecieron de manera reservada tratando de ayudar de lejos a la población migrante que estaba en el campamento», declaró.

Registro de candidaturas independientes vence en unas horas
«Les buscamos carpas, colchas, insumos, lo que necesiten para que ellos puedan vivir de manera normal, de manera decorosa, aunque a veces es difícil», puntualizó.

Informó que antes de la pandemia unas 2 mil 500 personas estaban a la espera de conseguir esta cita mientras sobrevivían a la orilla del río Bravo en campamentos, no obstante, esta cifra se redujo a 700 personas

«A veces es difícil, no solamente es mi organización hay organizaciones de Estados Unidos que están haciendo lo propio y que han un hecho excelente trabajo proporcionándoles lo necesario para que ellos puedan vivir», apuntó.

Destacó que, aunque en el campamento hay personas de países como Guatemala, Honduras, El Salvador, Perú, Bolivia, Cuba también hay de México. «La situación sigue en la misma, siguen viviendo en condiciones de hacinamiento en la orilla del río Bravo. Algunas personas decidieron irse de manera irregular, otras irse con algún familiar en México y otras están rentando aquí, esperando una solución al asilo», detalló. (www.elsoldetampico.com.mx)