Nuevo León.- La detención de un menor de aproximadamente 10 años, quien presuntamente fue sorprendido al robar mercancía en una sucursal de la cadena comercial “Mi tiendita“, causó polémica e indignación entre los ciudadanos.

En un video grabado por vecinos del norte de la ciudad y que fue difundido a través de redes sociales, se aprecia el momento en que tres policías de Fuerza Civil suben al infante a una patrulla .

Ante la polémica que suscitó el hecho, la Secretaría de Seguridad Pública de Nuevo León informó que en ningún momento se violaron los derechos del niño y que la detención obedeció a una solicitud del área de seguridad de una tienda de autoservicio, “la cual señaló haber sorprendido al menor robando.”

Se asentó que por tratarse de un menor de edad, “los elementos de Fuerza Civil se ciñeron en todo momento a los protocolos propios de la situación, notificando en primera instancia al DIF del Estado”.

Al no localizarse a ningún padre o tutor en el lugar, el menor fue entregado al DIF Capullos, trasladándolo en el asiento trasero de la cabina de la unidad y sin ser esposado, señaló la Secretaría de Seguridad.

En las imágenes, que circulan en redes sociales, se observa el momento en que un oficial toma al niño para subirlo a la unidad 1186 de Fuerza Civil y posteriormente trasladarlo al DIF. El menor, por su parte, llora asustado e implora que lo liberen.

“Doña, dígales que me suelten“, suplica, mientras varios curiosos intentan interceder por él, con el argumento de que “el niño tiene derechos.” Incluso se escucha que un hombre se ofrece a pagar los 11.86 pesos de la mercancía que el infante habría tomado.

En el video se observa que los oficiales ofrecen, a quienes se encontraban en el lugar, acompañarlos en el traslado del menor , para confirmar que no se atentaba contra su bienestar, no obtuvieron respuesta.

Ciudadanos expresaron su indignación por lo ocurrido, en redes sociales recriminaron que la policía prefiere detener niños en lugar de ir contra el crimen organizado. (Yucatán.com.mx)