Ciudad de México.- En un hecho inusual y por instrucciones del presidente Enrique Peña, la bancada del PRI en el Senado realizó ayer un simulacro de “elección” de su candidato presidencial para 2018.

Durante una reunión a puerta cerrada, el equipo del coordinador Emilio Gamboa repartió “boletas” a los legisladores para que “votaran” por alguno de los presidenciables.

En la papeleta sólo aparecieron los nombres de los secretarios de Hacienda, José Antonio Meade; de Educación, Aurelio Nuño; de Salud, José Narro, y de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

El listado coincidió con los cuatro funcionarios que el propio Gamboa “palomeó” el 24 de agosto.

Según el testimonio de varios de los senadores que participaron en la “votación”, el ejercicio causó sorpresa y hasta sospecha entre varios de los asistentes.

Algunos expusieron sus dudas de manera pública, por lo que Gamboa explicó que la consulta fue solicitada por el presidente.

Varios legisladores revelaron que el coordinador les informó que Peña también inició consultas con empresarios, académicos y el clero para conocer su opinión sobre los “tapados”. (Diario.mx)