Tamaulipas.- Desde la frontera de Tamaulipas el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador anunció la aplicación del programa Zona Libre de la Frontera Norte.

“Quiero que serenemos a Reynosa, a Tamaulipas y al país, lo cual se hará con crecimiento económico, empleo, desarrollo y bienestar”, y sostuvo que esto último representa 80 por ciento de la estrategia para recuperar la seguridad.

Esta será la primera o última cortina de desarrollo, se decidió crear esta cortina en los 3180 kilómetros que tenemos de frontera con Estados Unidos con estos 43 municipios de los estados fronterizos” dijo el mandatario acompañado por el gobernador Francisco Javier García Cabeza de Vaca.

La entidad fue elegida por el gobierno federal al ser una de las zonas económicamente más dinámicas del país por su cercanía y flujo con el valle de Texas, Estados Unidos.

El mandatario hizo su arribo al aeropuerto de Reynosa “General Lucio Blanco” alrededor de las 16:00 horas siendo recibido por el gobernador y gran cantidad de personas entre campesinos, petroleros y sociedad civil.

López se trasladó por carretera unos 25 kilómetros hasta el hotel Holliday Inn donde efectuó ante empresarios, autoridades y sectores productivos la explicación de esta estrategia.

Los 3,180 kilómetros que van de Tijuana a Matamoros, en una franja de 25 kilómetros hacia dentro del territorio nacional, contarán con beneficios como bajar el Impuesto Sobre la Renta (ISR) de 30% a 20%; el Impuesto al Valor Agregado (IVA) del 16% a 8%; aumentar al doble el pago de salario mínimo y homologación de precios de energéticos con EUA; beneficios ya aplicados desde el 1 de enero.

Por cuestiones jurídicas el decreto para la zona libre “se hace por dos años, porque no crean que no hay resistencias, hay resistencias incluso del gobierno y cuando digo va es porque va, me canso ganso” dijo el presiente quien explicó que “le ponen dos años por si fracasa y se deja una puesta de salida, pero no va a fracasar y va a ser por 6 años“.

A las 18:20 horas concluyó el evento desarrollado en el hotel Holliday Inn de Reynosa, a escasos metros de la frontera de México con Estados Unidos. (DiariodeQueretaro.com.mx)