Reynosa, Tamaulipas.-  Un total de 900 soldados arribaron ayer a Reynosa para reforzar las labores de vigilancia y combate a la delincuencia en la zona fronteriza y otras ciudades de Tamaulipas.

El contingente fue recibido en el aeropuerto internacional de esta ciudad por el gobernador Egidio Torre Cantú, alcaldes y el comandante de la Cuarta Región Militar, Miguel Ángel Patiño Canchola.

Patiño se retrasó una hora, pero lo esperaron con paciencia los 400 soldados que aterrizaron desde las 10:30 horas, y en el transcurso del día llegaron más aviones de la Fuerza Aérea con 500 soldados más.

Torre Cantú explicó que los soldados llegar a reforzar la seguridad pública de la frontera, Victoria, Mante y Tampico.

Las primeras unidades militares apoyarán los cuerpos de seguridad pública en la frontera, por ello acudieron como invitados los alcaldes José Elías Leal, Carlos Canturosas Villarreal y Leticia Salazar, de Reynosa, Nuevo Laredo y Matamoros, respectivamente.

Al terminar el evento cívico-militar de bienvenida, Patiño Canchola dirigió un mensaje en el que dijo que la Sedena responde a las necesidades de seguridad pública de la región y a petición del gobernador y su población hoy aterrizan diversas unidades militares para coadyuvar en las actividades de la estructura de seguridad pública del Estado.

“Estas fuerzas que ustedes observan se unen al despliegue a las diversas fuerzas en los municipios diferentes del estado, las tareas que tienen encomendadas son contribuir con acciones que permitan mantener el estado de derecho en la sociedad, salvaguardando la propiedad y tranquilidad de los ciudadanos”, dijo Patiño.

Puntualizó que el esfuerzo militar se alinea con las instrucciones del presidente Enrique Peña Nieto en el sentido de que todas las instituciones del país deben coordinarse para un México en paz, que se traducirá en bienestar para la sociedad tamaulipeca. (http://diario.mx/)