Tamaulipas.- A los municipios fronterizos como Nuevo Laredo y Reynosa, en la zona norte de Tamaulipas, se avecina un grave problema social y humanitario debido a que son de los sitios donde se espera arribe la caravana de migrantes con intención de ingresar a Estados Unidos, pero su capacidad de atención es reducida.

El director del Instituto del Migrante en Tamaulipas, José Martín Carmona Flores, aseveró que “tenemos hasta 400 lugares entre camas y colchonetas en Nuevo Laredo en casas de refugio y de migrantes, pero ya con un grupo arriba de 1,500 es bastante y habría que improvisar albergues o campamentos para poder atenderlos, sobre todo sabiendo que vienen niños y mujeres en esta movilización o caravana migrante”.

Los integrantes de este contingente, en su mayoría provenientes de Honduras y Guatemala, avanzan rumbo al norte sin que se tenga una fecha exacta para su arribo a la entidad tamaulipeca.

La autoridad estatal aseguró que es necesario dividirlos en bloques, “la experiencia con los cubanos es que estuvieron arribando en grupos de 60 a 80 y llegamos a tener un pico en la curva trasmigrante de 1,000 a 1,100 en un periodo de 5 a 10 días; fuimos atendiendo a estos grupos para referirse a Estados Unidos”.

Se teme que al llegar en masa generen una problemática social y crisis humanitaria “es un fenómeno que se nos presenta y que basado en la experiencia que se ha tenido en otros países, o en Tijuana con los haitianos, nosotros debemos estar prevenidos”.

La coordinación del Gobierno del Estado se viene dando con Protección Civil, el Instituto Nacional del Migrante (INM), la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), organizaciones civiles, religiosas y la Cruz Roja Internacional, “para estar atentos y tener un plan si este contingente llega a la frontera de Nuevo Laredo, Tamaulipas”.

“A raíz de todas las experiencias en estos años estamos, si no preparados, atentos a las prioridades de grupos migrantes, en este caso la caravana”, comentó Carmona Flores, quien añadió que “como director estatal de atención al migrante en Tamaulipas vamos a reforzar las organizaciones a nuestros aliados y hemos hecho algunas mesas de trabajo para estar prevenidos y recibir en esta temporada invernal a contingentes de este número”.

Conminó al INM a realizar una entrada organizada de este contingente “al mismo tiempo queremos decirles que no porque llegan a la frontera de Mexico significa que van a pasar a los Estados Unidos y se debe atenderlos”. (ElSoldeTampico.com.mx)