Tamaulipas.- En los primeros cinco meses del año se han detectado alrededor de 200 nuevos casos de jóvenes infectados con VIH, cuando se reportaron 160 en todo el año pasado. Pero la alerta de las autoridades es que por cada persona con este virus podría haber alrededor de 10 más que no saben que son portadores.

Marbella Bernal Robles, presidenta de la Asociación Civil “Conexión Joven”, señaló que este segmento de la población está viviendo una de las etapas más complicadas debido a la desatención que ha tenido el Gobierno federal y a la escasez de los medicamentos. “Esperemos que el Gobierno federal ponga atención y tome cartas en el asunto y que vea la situación de todas esas personas que son portadoras del virus y que están siendo olvidadas. Es una enfermedad estigmatizada”, expresó Bernal Robles.

También señaló que alrededor de 800 pacientes infectados con VIH-Sida en Tamaulipas presentan dificultades para adquirir sus medicamentos para el control de este padecimiento.

“Después de que salió el jefe del Programa VIH, el doctor Alejandro Cortés Calderón, empezaron las deficiencias, la falta de atención en este programa en el que la mayoría de los pacientes son estigmatizados, discriminados. Realmente es algo triste y no tienen los recursos para mantener su salud estable”, aseguró.

Lamentó que la mayoría de los enfermos no pueden adquirir sus fármacos por el alto costo. “El más económico está en ocho mil pesos y el más caro hasta en 40 mil pesos, el no tener atención integral te lleva a una condena de muerte”. (www.elsoldemexico.com.mx)