Monterrey, NL.- En los municipios de la frontera de Tamaulipas aún no se ve claro el efecto de los incentivos fiscales por la reducción del Impuesto al Valor Agregado (IVA) a 8% y el Impuesto sobre la Renta (ISR) a 20%, ni en las gasolinas; sólo se ha concretado el incremento al doble del salario mínimo, dijo a El Economista, Julio César Almanza Armas, presidente de la Federación de Cámaras de Comercio en la entidad.

“Vamos a ver cómo se comportan las reglas de operación para que sea un estímulo; no se ha tenido ni la (baja en el costo de) gasolina ni en diésel. Como dijo la secretaria de Economía, lo que ha sido real es el incremento del salario mínimo”, comentó al término de la ceremonia de cierre de El Buen Fin.

Y es que la secretaria federal de Economía, Graciela Márquez, comentó que el aumento de 16% al salario mínimo general en todo el país y el doble en 43 municipios de la frontera norte, así como los apoyos sociales, incrementaron el poder adquisitivo de la población.

El programa de la zona libre inició desde el pasado 1 de enero, ofreciendo la reducción del pago del IVA a 8% y del ISR a 20%, el incremento del salario mínimo al doble y la homologación del precio de los combustibles con los de Estados Unidos. Los beneficios fiscales, según el Proyecto del Presupuesto de Egresos de la Federación, continuarán en el siguiente ejercicio fiscal.

Por otra parte, estos beneficios se están materializando en la actividad industrial de la región.

En actividad industrial, la frontera norte es la única región que dibuja una tendencia contraria a la dinámica negativa del país. De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en junio de este 2019, la actividad industrial de México cayó 2.9% a tasa anual real, registrando ocho disminuciones al hilo.

La frontera norte, beneficiada por el programa de la zona libre, tomó otra dirección, ya que presentó un año con crecimientos en dicho indicador (en el sexto mes fue de 2.3%); de hecho, sólo Coahuila exhibió un retroceso.

Mientras en el acumulado del primer semestre, sólo está región exhibió aumentos anuales en todos sus integrantes; Chihuahua (6.3%), Baja California (3.8%) y Nuevo León (3.3%) se ubicaron en el top 10.

Sin embargo, para el sector de comercio y servicios, Julio César Almanza consideró que no hay piso parejo, “por ejemplo, si tienes créditos fiscales no puedes tener el privilegio de tener la reducción del IVA, hay muchas empresas que no están en condiciones de cubrir ese requisito”.

Por ello, la Federación de Cámaras de Comercio en Tamaulipas se ha acercado al gobierno federal para que se materialicen los beneficios fiscales de la zona libre en municipios como Nuevo Laredo, Matamoros y Reynosa, entre otras ciudades. (ElEconomista.com.mx)