Reynosa, Tamaulipas.- A pocos minutos de rendir su último informe de gobierno, la alcaldesa de Reynosa, Maki Esther Ortiz Domínguez, no se descartó como aspirante a la gubernatura de Tamaulipas por Morena.

La presidenta municipal en esta frontera estuvo acompañada por el dirigente nacional del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Mario Delgado.

Ortiz, quien fue senadora y alcaldesa por el Partido Acción Nacional (PAN), anunció que se afiliará al partido del presidente de la República y no descartó su participación en el proceso interno en busca de la candidatura a gobernadora.

El día de ayer también expuso su intención de competir por la titularidad del ejecutivo estatal el alcalde de Matamoros, Mario López Hernández.

Por su parte, el presidente de Morena, Mario Delgado, dijo en conferencia de prensa que «serán bienvenidos quienes se comprometan con los principios de no mentir, no robar y no traicionar al pueblo», aseguró que con estos principios se identifica a Maki Ortiz Domínguez.

El dirigente de Morena a nivel nacional dijo que se va a cumplir con la paridad de género al designar al candidato o candidata para la gubernatura de la entidad.

La alcaldesa de esta zona fronteriza rindió su último informe de gobierno al cumplir dos trienios al frente de la administración municipal.

Destacó que en estos años Reynosa se transformó para bien, dijo retirarse contenta pero no satisfecha, porque hace falta mucho por hacer en esta tierra.

«Nunca me sentí sola, lo más importante es el apoyo y la generosidad de todos los ciudadanos, la gratitud que tengo es seguir trabajando desde cualquier trinchera», dijo Maki Esther Ortiz, quien trasfiere el gobierno a su hijo Carlos Peña Ortiz.

El evento se desarrolló este martes en el salón de eventos La Cantera, con la presencia de autoridades militares, eclesiásticas y el Cabildo de esta ciudad. (www.elsoldetampico.com.mx)