Tamaulipas.- El titular de la Comisión Internacional de Límites y Aguas (CILA), Alfonso Carmona, declaró que debido al actual estado de las presas de la región y tras la falta de lluvias, solo se garantiza un año de agua para la región norte de Tamaulipas.

Carmona expresó que si no se atienden de manera inmediata el desperdicio de agua, el norte del estado podría empezar a ver los efectos de las sequías en las presas.

«Ahorita está garantizado para el uso doméstico de este año, pero estamos a expensas de la lluvia para poder garantizar los próximos años», dio a conocer el representante de CILA.

Ante esto, el funcionario llamó a las autoridades y organismos de agua potable del estado para que se tomen las medidas correspondientes para el ahorro del agua.

Cabe señalar, que la Presa Falcón, la cual se encarga de abastecer a los ciudadanos de agua para consumo humano, se encuentra en un 16 por ciento de su capacidad. (www.elhorizonte.mx)