Tamaulipas.- El Comité de la ONU contra las Desapariciones Forzadas en su primera visita a México, acudirá a Tamaulipas para conocer la problemática de primera mano.

Los colectivos que integran el Movimiento por Nuestros Desaparecidos en México y organizaciones defensoras de los derechos humanos pidieron al gobierno mexicano, cooperar con el Comité.

El Movimiento por Nuestros Desaparecidos en México (MNDM), conformado por más de 70 colectivos de 22 estados del país y tres países de Centroamérica, pidieron se facilite la información que sea requerida, sin restricción y de forma transparente.

“Más aún, llamamos al gobierno a asumir compromisos claros y precisos, y a cumplir de buena voluntad todas las recomendaciones que el CED emita”.

El Comité de la ONU contra las Desapariciones Forzadas, estará además de la Ciudad de México, en Chihuahua, Coahuila, Guanajuato, Guerrero, Jalisco, Morelos, Nayarit, Nuevo León, Sinaloa, Veracruz y Tamaulipas. Los colectivos hicieron públicos los informes que incluyen un diagnóstico de la crisis de desaparición de personas y las soluciones que el Estado debería estar implementando.

Señalaron que en el país hay 94 mil 086 personas desaparecidas o no localizadas, por lo que urgieron a la búsqueda en vida, al poner en evidencia que no existe una coordinación efectiva entre las acciones de búsqueda y los procesos de investigación, así como la participación de las familias en la planeación y ejecución de búsquedas.

“Existen por lo menos 52,004 personas fallecidas sin identificar, la gran mayoría de ellas se encuentran en fosas comunes en cementerios públicos, bajo la responsabilidad de las fiscalías”. Por ello, además de transformar los servicios forenses ordinarios, señalan que el gobierno debe garantizar la colaboración de todas las fiscalías con el Mecanismo Extraordinario de Identificación Forense (MEIF) para que éste pueda comenzar a funcionar.

Otro aspecto a destacar es la impunidad en los casos de desaparecidos, la cual supera el 98 por ciento, luego que hay miles de denuncias que no han dado origen a ninguna carpeta de investigación y muchas más no se denuncian por la falta de confianza en las autoridades.

“Sólo existen 35 sentencias condenatorias por el delito de desaparición de personas. Las fiscalías deben asegurar verdaderos mecanismos de rendición de cuentas y participación de las familias en el desarrollo de la investigación, que garanticen el acceso a la justicia”.

Además, han documentado 12 asesinatos a familiares de personas desaparecidas por buscar a sus desaparecidos, y muchas otras han sufrido amenazas e intimidación, por lo que exigieron que el gobierno garantice la seguridad de las víctimas, especialmente a través de una política pública integral de protección.

“Estamos convencidos de que la visita del Comité es una oportunidad para obtener una visión más amplia, experta, con las mejores prácticas y los más altos estándares internacionales, que permitan mejorar y avanzar en la agenda en materia de desaparición en México en términos de prevención, búsqueda, investigación, sanción, reparación y poder dar garantías de no repetición a este grave flagelo”.

BUSCAN EN HOSPITALES Y CÁRCELES

Tamaulipas es, después de Jalisco (14,747), la entidad con el mayor número de desaparecidos en el país con 11 mil 724 personas, de acuerdo con el Registro Nacional de personas Desaparecidas o No Localizadas (RNPDL) que recaba información desde 1964 al 15 de noviembre del 2021.

El Comité de la ONU contra las Desapariciones Forzadas que visitará 12 estados entre ellos Tamaulipas, donde este mismo año se dio a conocer el trabajo que desde septiembre del 2018, se lleva a cabo en un predio en el ejido La Bartolina en Matamoros, donde se localizó un centro de exterminio.

En este caso, las autoridades dieron con el lugar, por información de una víctima, integrante del colectivo “Madres Unidas por Nuestros Hijos”, de San Fernando, al Ministerio Público de Matamoros dentro de una averiguación previa iniciada el 14 de abril del 2011, respecto a la desaparición de un hombre el 28 de octubre del 2010.

Este año familiares advirtieron la desaparición de casi 100 personas en la carretera Monterrey-Nuevo Laredo, lo que originó una búsqueda alrededor del kilómetro 26 de dicha ruta federal.

El trabajo con los colectivos de desaparecidos, ha sido fundamental para las investigaciones que se realizan en la búsqueda de personas desaparecidas en la entidad, reconoce el Fiscal de Tamaulipas, Irving Barrios Mojica.

“Se trabaja mucho con los colectivos, por un lado se siguen integrando las carpetas y por el otro, se sigue la búsqueda en vida, en otros lugares, en hospitales, en centros penitenciarios, centros de detención; se manda el reporte a las demás fiscalías para ver si los ubican en otros estados”, explica.

Como en el caso de La Bartolina en Matamoros, en Nuevo Laredo, a raíz de las búsquedas que se llevan a cabo, fue también, una integrante de un colectivo, quien dio con un nuevo centro de exterminio.

“Este era un reclamo de las víctimas, que fuéramos a estos lugares, ya lo hicimos, tenían razón, encontramos un hallazgo”, comenta el Ombudsman del Estado sobre el lugar, donde se han encontrado varios sitios que sirvieron para cremar cuerpos y donde actualmente se trabaja para recabar los indicios. (expreso.press)