Altamira, Tamaulipas.- La presidenta de la Asociación Civil «Que Siga la Democracia», Gabriela Jiménez Godoy, acusó al Instituto Nacional Electoral de querer «sabotear» la consulta popular del 10 de abril; en Tamaulipas solo se van a designar poco más de mil 600 casillas y se prevé la participación de un millón de personas.

En una rueda de prensa en Altamira, Tamaulipas, insistió que es importante destacar el juego que ha tenido el Instituto durante lo que ella calificó como una consulta histórica que aparecerá en los libros de texto gratuito de México.

«Hemos demostrado un plan de austeridad para poner las casillas que exige la ley, la ley es clara y dice que el INE debe de poner el mismo número de casillas de la última elección federal, sin embargo solo van a poner una tercera parte», declaró a medios de comunicación.

Acompañada de Olga Sosa Ruíz, Jiménez Godoy aseguró que la postura del INE es incongruente, además de ser un sabotaje, pese a esto, confía que en Tamaulipas vayan a participar un millón de personas para la consulta popular del 10 de abril.

Olga Sosa sostuvo que Tamaulipas se declaró lista para participar en la revocación de mandato, pidió a los firmantes que informen y motiven a vecinos, familiares y amigos para que participen en este instrumento legal.

En el caso de Tamaulipas, se logró superar la meta de firmas para la celebración de la consulta en 429 por ciento al entregar 354 mil apoyos. Esta cifra posicionó al estado en el séptimo lugar de las 32 entidades federativas. (heraldodemexico.com.mx)