Tamaulipas.- Aun cuando las ventas en el sector restaurantero y de alimentos condimentados han tenido una recuperación, esta sigue siendo baja pues se trabaja con aforos del 60 al 70 por ciento debido a que la pandemia continúa y la crisis económica.

Pablo Reyna Quiroga, presidente de la Cámara de la Industria Restaurantera y de Alimentos Condimentados, señaló durante el año pasado las ventas se desplomaron hasta en un 70 porciento, de lo cual apenas habido una recuperación del 60 porciento debido a que se sigue padeciendo la pandemia del coronavirus y la crisis económica derivada de esta por lo cual el sector no ha podido repuntar.

Apuntó que las ventas permanecen bajas en un 40 porciento con relación a los meses antes a la cadena de contagios de COVID-19, por lo cual tampoco ha sido posible recuperar los empleos.

Aún cuando del protocolo sanitario para la recuperación económica por la crisis sanitaria ha permitido que los horarios de servicio de restaurante y aforos se amplíen en los restaurantes el consumo no se ha incrementado, mencionó el dirigente de los restauranteros en Tamaulipas.

Añadió que además el mes de agosto es un mes de bajas ventas pero ahora se tiene la crisis económica y la pandemia del coronavirus por lo cual no ha podido haber la recontratación de más personal. Las ventas de comida para llevar se han incrementado, en tanto que el servicio de comedor ha bajado un 60 por ciento pues las personas se protegen y no quieren correr riesgo alguno de contagio.

Actualmente las ventas se encuentran un 15 porciento abajo en relación a los primeros meses del año, por lo cual los restaurants y negocios de alimentos condimentados han venido enfrentando dificultades.

Por otra parte, indicó que la certificación sanitaria de que los restaurants son sitios seguros libres de coronavirus avanzado de manera lenta debido a que una comisión debe acudir a efectuar la verificación de que cumple con todos los protocolos sanitarios y que por lo tanto confianza seguridad para que las personas puedan acudir a comer.

Sin embargo hasta ahora únicamente un 20 porciento de los restaurants han recibido la certificación sanitaria, debido a que la Comisión Estatal de Protección Contra Riesgos Sanitarios no ha tenido capacidad para agilizar la inspección. (heraldodemexico.com.mx)