Tamaulipas.- Los casos de sífilis en Tamaulipas aumentan en 2022, según estadísticas de la Secretaría de Salud del gobierno federal.

A la semana 21 del presente año, se habían registrado 365 detecciones de esta enfermedad venérea, detalló el boletín epidemiológico.

De estos casos, 333 correspondieron a diagnósticos de sífilis adquirida y 22 a sífilis congénita, precisó la información de la dependencia.

El aumento se observa porque a estas mismas fechas del 2021 iban 173 casos de sífilis adquirida y 10 de congénita.

Se trata de una infección por transmisión sexual causada por la bacteria Treponema pallidum que da lugar a una morbilidad y mortalidad sustanciales. Generalmente se contagia por el contacto con úlceras infecciosas presentes en los genitales, el ano, el recto, los labios o la boca; por medio de las transfusiones de sangre, o mediante la transmisión materno infantil durante el embarazo.

El uso correcto y uniforme de preservativos reduce significativamente el riesgo de infección. La transmisión materno infantil de la sífilis (sífilis congénita) es prevenible y puede alcanzarse a través de una detección y tratamiento tempranos.

Según la Organización Mundial de la Salud, los síntomas varían en las diferentes etapas. Generalmente empiezan 21 días después de la infección, pero pueden presentarse en un plazo de entre 9 y 90 días.

Si una mujer embarazada tiene sífilis puede producirse una transmisión materno infantil. Esta se previene mediante la detección y el tratamiento tempranos con el antibiótico apropiado (penicilina).

Aproximadamente un 40% de los bebés nacidos de embarazadas con sífilis no tratadas, pueden nacer sin vida o morir a causa de la infección.

En la mayoría de los casos, la sífilis puede curarse fácilmente con penicilina. La OMS busca alcanzar el logro de eliminar las principales infecciones de transmisión sexual como problema de salud pública para el 2030. (www.msn.com)