Altamira, Tamaulipas.- Así es como los papás de Roberto Carlos Salas se reencontraron con su hijo, quien estaba reportado como desaparecido desde hace 12 años. A los 13 años, se había ido con su padre a los Estados Unidos, pero se perdió y nunca supieron de él, hasta hace un par de semanas que fue localizado en una Casa Hogar en Altamira, Tamaulipas.

Roberto Carlos tiene deficiencias mentales, su padre, cuenta cómo ocurrieron los hechos.

“Yo estaba en Estados Unidos él estaba allá conmigo y un día se salió, pero ya no regresó a la casa eso hace como 12 años y hasta ahorita lo voy a ver (…) yo lo buscaba, pero nunca lo encontré me regreso aquí a México y pues aquí ni razón y llamadas y bueno pues ninguna razón de él pues hasta ahorita para mí es una sorpresa la verdad, el gustó y tristeza de ver el estado en que lo encontramos.“

Su madre, quien tenía 24 años sin saber de él, asegura que su corazón le decía que él estaba vivo.

“Muy contenta y pues a la vez, no sé, feliz, (cómo encuentra a su hijo) pues no como yo esperaba verdad sí como sea yo lo que quería que estuviera vivo verdad, sí no más que a mí mi corazón me decía que estaba vivo yo le pedía mucho mi padre Dios por qué hay en Calvillo hay muchas personas que se van y ya no saben de él”.

Las autoridades en Tamaulipas gracias a notas periodísticas lograron ubicar a los familiares de Roberto Carlos en el municipio de Calvillo, Aguascalientes, y con el apoyo de la Comisión Estatal de Búsqueda de Personas Desaparecidas pudieron comprobar, vía muestra genética del ADN, que era el familiar desaparecido.

El programa biométrico que realizan las autoridades fue bien recibido por la señora Romana González Ríos, encargada de la Casa Hogar “San Pedro”.

“Darle muchas gracias que están haciendo esto que hicieron esta venida para entregarlo que vinieron hacer el ADN y pues que nos sigan apoyando con los pacientes que se siguen encontrando con su familia que no siga apoyando para volverlos a entregar le damos muchas gracias a la señora Mariana porque nos ha apoyado bastante.”

Tras concluir los estudios biométricos, Roberto Carlos fue entregado a sus familiares, quienes buscarán recuperar el tiempo perdido y ayudarlo a superar sus problemas. (www.unotv.com)