Tamaulipas.- La crisis de agua en el sur de Tamaulipas, que ha llevado liquido salado a los hogares de Tampico y su zona metropolitana, ha generado que purificadoras aumenten el costo de sus garrafones, esto ante la indiferencia de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) ya que aparentemente carecen de personal.

La problemática ha generado sobredemanda en expendios, e incluso que residentes de la región sur de Tamaulipas tengan que acudir a comprar botellones al norte de Veracruz.

De acuerdo con usuarios, desde hace dos semanas que hubo compras de pánico en purificadoras y tiendas comerciales, el costo de los garrafones de agua se incrementó hasta en 50%.

La Federación Estatal de Comerciantes en Pequeño, señaló que la Procuraduría Federal del Consumidor ha hecho caso omiso a estos abusos.

“Parece que Profeco está prácticamente desmantelada, dicen que no tienen personal y prácticamente han suspendido operativos de inspección y vigilancia”, reveló el presidente de ese organismo, Pedro Portillo Barona

Recordó que Profeco nació para defender de malas prácticas comerciales y dotar al consumidor de garantías para defenderse pero ahora “desapareció, no hay quien vigile y el consumidor se queda desprotegido viendo como hacen su agosto con algo tan indispensable como lo es el agua, algo de lo que no se puede prescindir”.

Destacó que aunque Profeco argumente que trabaje con austeridad y poco personal esto no justifica la falta de resultados.

“Ahora sólo es una simple receptora de quejas en línea y telefónica; tiene suspendidos los monitoreos de precios, de productos, de consumo colectivo”, sostuvo.

El Presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) en Tampico, Juan Ángel Paredes Espinosa, anunció que han recibido reportes de que algunas purificadoras habían aumentado el costo de los garrafones debido a la gran demanda.

Indicó que por el bien común y para mantener el equilibrio comercial los precios deben mantenerse.

“Son potabilizadoras pequeñas las que están batallando; no es que no tengan agua sino que la calidad del agua complica el proceso de purificación con sus filtros. Me han dicho que algunos kioscos habían cerrado, no les conviene que se les amuelen los filtros”, puntualizó. (www.elsoldemexico.com.mx)